El Periódico | 1886
     Suscríbase gratis
actualizado 2:20 PM UTC, Apr 25, 2017

El Comisionado de la Memoria Histórica propone renombrar 47 calles


La presidenta del Comisionado, la socialista Francisca Sauquillo / EFE / ARCHIVO La presidenta del Comisionado, la socialista Francisca Sauquillo / EFE / ARCHIVO

El Comisionado de la Memoria Histórica del Ayuntamiento de Madrid ha aprobado un informe para sugerir al Consistorio el cambio de nombre de 47 calles de la capital, entre las que destaca la propuesta de renombrar la calle de los Caídos de la División Azul por Memorial 11 de marzo de 2004.

La presidenta del Comisionado, la socialista Francisca Sauquillo, ha explicado en rueda de prensa que con estas propuestas han intentado ser "lo más estrictos posibles" con la aplicación del artículo 15 de la Ley de Memoria Histórica.

"No puede haber rótulos de calles en contra de la Memoria Histórica, la ley, y que levanten sentimientos de personas que han podido perjudicar el sentimiento de concordia", ha dicho.

Por otro lado, ha comentado que hay nombres de calles con personas "muy conservadoras o de derechas", pero las han mantenido porque afirma que ésta no era su "misión".

El artículo 15 de la Ley señala que las administraciones públicas tomarán las medidas oportunas para la retirada de escudos, insignias, placas y otros objetos o menciones conmemorativas de exaltación, personal o colectiva, de la sublevación militar, de la Guerra Civil y de la represión de la dictadura del general Francisco Franco.

Por ello, han abogado por eliminar la denominación de la calle de los Caídos de la División Azul, al entender que guarda relación con la Alemania nazi, para llamarla calle Memorial 11 de marzo de 2004, atendido así a una decisión del Pleno municipal, que optó por poner nombres de calles a víctimas de terrorismo.

"La palabra 'víctima' no nos gusta", ha dicho Sauquillo, que cree que con el término 'memorial' ya rinden homenaje a los fallecidos y heridos en este atentado.

El pasado mes de julio, el Comisionado elaboró un primer informe con las propuestas de cambio de 27 nombres de calles, algunas de las cuales han sufrido modificaciones en el listado presentado hoy, que para la socialista Sauquillo es suficiente.

Las propuestas, acordadas por unanimidad de los siete miembros del órgano, se someterán ahora a un periodo de 15 días de alegaciones en las Juntas de distrito. Después, volverán al Comisionado y de allí pasarán al Pleno del Ayuntamiento para ser aprobadas finalmente en la Junta de Gobierno.

Para las nuevas denominaciones, han tenido en cuenta las sugerencias recibidas por las Juntas de distrito, asociaciones y particulares, aunque también han recuperado en algunos casos nombres de calles que ya existían en épocas como la Segunda República y que "incluso eran recordados por los ciudadanos".

Además, Sauquillo ha dicho que han procurado poner nombres "de personas que tengan derecho a ser reconocidas" por su labor o por lo que significan para la sociedad.

En este punto, ha destacado la propuesta de denominar la calle del Puerto de los Leones con el nombre de Lucrecia Pérez, una inmigrante dominicana asesinada en 1992 por un grupo ultraderechista en una antigua discoteca de Aravaca, considerado el primer asesinato racista en España.

En el listado de nuevas calles, hay diez con nombres de mujeres, una de ellas dedicada a la filósofa francesa Simone Weil, y 23 de hombres, una diferencia que Sauquillo reconoce que puede ocasionar una "queja razonable".

"Nos hubiera gustado poner más nombres de mujeres, pero había que respetar el nombre de calles que eran recordadas por los vecinos y que se habían quitado sin ninguna razón", ha indicado a modo de justificación.

Entre las propuestas que pueden ser más "polémicas", Sauquillo ha mencionado el caso de la calle Comandante Zorita, que sugieren renombrar como calle del Aviador Zorita, ya que en esta profesión tuvo "bastante importancia" tras la Guerra Civil.

También ha reconocido que ha sido "muy discutida" la calle del general Millán Astray, fundador de la Legión española, por la oposición que planteaban los defensores de mantenerla, al igual que el caso de la calle General Yagüe, militante de la Falange española.

Para estos dos casos proponen las denominaciones de calle de la Maestra Justa Freire y calle de San Germán, respectivamente, nombres que tenían anteriormente.

Sauquillo espera conseguir "armonía" con las propuestas del Comisionado, unos cambios que ha asegurado que no supondrán "molestias" entre los vecinos de una ciudad como Madrid, donde el callejero "ha sido muy cambiante".