El PSPV pide a Les Corts que instale de forma permanente la bandera de la Unión Europea en el hemiciclo


El portavoz del Grupo Socialista en Les Corts, Manolo Mata / EFE / ARCHIVO El portavoz del Grupo Socialista en Les Corts, Manolo Mata / EFE / ARCHIVO

La bandera de la Unión Europea, hasta ahora inexistente en el hemiciclo de Les Corts, se instalará de forma definitiva a partir del próximo 9 de mayo, tal y como ha acordado la Junta de Sindics a instancias del Grupo Socialista, quien ha pedido que “aprovechando la conmemoración del Día de Europa el parlamento instale en el hemiciclo de forma permanente una bandera que representa los mejores valores de esta sociedad”, tal y como ha apuntado el síndic, Manolo Mata. De hecho, los socialistas han apuntado que “no es comprensible que la bandera ya luzca en distintas instancias de Les Corts como la Junta de Sindics o la puerta principal, pero que, en cambio, no tenga un espacio propio en el hemiciclo”.

Además, Mata ha anunciado que desde el PSPV también se va a aprovechar esta conmemoración para “promover una Declaración Institucional en el que analicemos las consecuencias del Brexit para los valencianos, la influencia que puede tener en la nueva realidad política europea y, por supuesto, en la que se ponga en valor los valores que inspiraron la vieja Europa y los mejores valores de la nueva Europa, una Europa abierta y solidaria que, en cambio, está siendo ensombrecida por las políticas más radicales de xenófobos como Le Pen”. Una conmemoración, la del 9 de mayo, que desde el PSPV también se aprovechará para reivindicar, tal y como ha apuntado Mata, la candidatura de Alicante para albergar la Agencia Europea del Medicamento.

“El Gobierno está muy volcado con Barcelona y ni siquiera ha atendido la propuesta que desde la Generalitat se ha realizado para que Alicante sea la nueva sede”, ha recordado Mata antes de insistir en “los beneficios y las numerosas sinergias que puede generar el que la OAMI – Oficina de Patentes y Marcas- y la Agencia Europea del Medicamento estén ubicadas en la misma localidad”. “Rajoy no debería cerrar las puertas a esta negociación y a esta propuesta porque somos una comunidad con una clara vocación europeísta y que cuenta con las infraestructuras idóneas para albergar la sede”, ha señalado el portavoz socialista.

“El PP perderá la batalla contra el plurilingüismo”

Por otra parte, y tras las preguntas de la prensa, Manolo Mata se ha mostrado convencido de que Bonig y el PP “van a perder la batalla judicial, la batalla política y la batalla en la calle contra el decreto de plurilingüismo porque están criticando un modelo que nada tiene que ver con la realidad” y por tanto se ha mostrado convencido de que “sus críticas responden únicamente a su intento frustrado por intentar reavivar el conflicto inexistente de la lengua como arma política”. “Los padres y los centros educativos han elegido voluntariamente y de forma mayoritaria apostar por que las nuevas generaciones aprendan de forma simultánea y con total normalidad inglés, castellano y valenciano”, ha argumentado el Síndic antes de aplaudir que “el Consell haya conseguido un apoyo masivo a una cuestión que no es pacífica”.

“Estamos ante una apuesta de futuro que va a permitirnos que dentro de un ciclo, cuando acaben sus estudios los niños y niñas valencianos que ahora empiezan su etapa escolar, la gente hable con normalidad los tres idiomas”, ha insistido Mata antes de augurar que el PP “perderá la batalla hasta en la zonas castellanoparlantes”. “Los padres son padres y todos los padres queremos que nuestros hijos tengan la mejor educación y los mejores recursos para poder labrarse un futuro y eso es lo que ofrece el decreto de Plurilingüismo”, ha sentenciado Mata antes de recriminar, además, que “con la renovación mayoritaria de los conciertos de Bachillerato siguiendo la legalidad, ajustándose a la realidad y apostando por la convivencia y el equilibrio entre la pública y la concertada, se ha demostrado que muchas de las falacias catastrofistas que el PP ha vertido en los últimos meses sobre el tripartito son completamente falsas”. “Se les acaban los argumentos en el momento en el que la realidad se impone”, ha concluido Mata.