Emilio Beni Oñate


Emilio Beni Oñate (1888-1921) fue un socialista vizcaíno, natural de Ea, al que la muerte le llegó muy pronto. Tipógrafo en la mejor tradición socialista, presidió las Juventudes Socialistas de Bilbao y dirigió “La Lucha de Clases”, publicación fundamental en la Historia de la prensa socialista en España desde la década de los noventa del siglo XIX hasta el final de la Guerra Civil, y a la que hemos dedicado atención en otro trabajo. En dicha publicación firmaba como “Manuel Oñate”. Fue amigo de Tomás Meabe y de Indalecio Prieto. El Ayuntamiento de Bilbao le nombró en julio de 1916 bibliotecario adscrito al Servicio de Bibliotecas Populares.

Su memoria, junto con la de Tomás Meabe, fue honrada en un emotivo acto que se celebró en el Centro Socialista de Bilbao el 13 de enero de 1923, donde destacó el discurso que pronunció Julián Zugazagoitia, en el que glosó de forma paralela la vida y obra de dos socialistas tan importantes para la Historia de las Juventudes, y los dos fallecidos prematuramente.

Zugazagoitia presentó el perfil de un hombre con un temperamento muy distinto al de Meabe, su polo opuesto, en unas palabras entrañables llenas de admiración. La prosa de Beni era muy trabajada, propia de un autodidacta, pero también menos alegre que la de Meabe. Zugazagoitia calificaba su escritura como hecha a martillazos, pero había comprobado que en los últimos tiempos se había vuelto escéptica y amarga, algo que también había percibido en sus conversaciones. El conferenciante pensaba que este escepticismo amargo provenía de las lecturas de Beni, ya que, al parecer, era un lector voraz, ansioso, como si presintiese que su vida se iba a acabar demasiado pronto, como bien sabemos. Para Zugazagoitia era un hombre que tenía “atornillada en el cerebro la visión de su muerte”. Al parecer, pensaba mucho en la muerte, pero no de forma trágica, sino como algo que llegaba inevitablemente. Por eso había sido un ejemplo de “suprema sabiduría” al afrontar el trance definitivo con entereza: “Emilio supo morir”. Y lo hizo en un entorno de pobreza y austeridad, fruto de su generosidad y honradez, muy vinculado a su madre a la que no abandonó. Emilio Beni había dedicado su vida a la lucha.

Hemos consultado el número 4357 de “El Socialista”, el Diccionario Biográfico del Socialismo Español y el Boletín Mensual del Ayuntamiento de Bilbao de julio de 1916 (nº 31).