El PP hace oídos sordos a las necesidades del alumnado con diversidad intelectual en ESO y FP Adaptada


La senadora socialista por Tenerife, Olivia Delgado, ha criticado hoy al Grupo Popular por rechazar una moción socialista en la que se proponía al Gobierno, entre otras medidas, modificar la normativa vigente sobre el alumnado con Necesidades Educativas Especiales (NEE), para que se contemplen casos de excepcionalidad a la limitación de 21 años de edad para cursar los estudios de Formación Profesional Básica.

En Canarias, el 2’15 por ciento de los más de 308.000 estudiantes matriculados en la enseñanza pública tienen necesidades educativas especiales. Así lo recoge el Observatorio sobre discapacidad y Mercado de Trabajo en España en su último estudio correspondiente al curso 2014/15.

Delgado ha lamentado que el Grupo Popular “de la espalda” a estos alumnos, y haya impedido con su voto que puedan obtener una certificación profesional para acceder al mundo laboral “de la forma más normalizada posible”.

Asimismo, ha mostrado su extrañeza por las contradicciones del Partido Popular en el Senado al rechazar esta iniciativa y ha destacado que compañeros de su misma formación han poyado una reivindicación similar en otras administraciones locales y diputaciones, que han hecho llegar la plataforma de familias de alumnado con NEE. Además, ha recordado que el PSOE, PP, Podemos y Cs han aprobado por unanimidad en la Asamblea de Extremadura instar por al Gobierno central a regular la expedición de un título específico de los estudios superados por los alumnos con diversidad funcional por discapacidad intelectual, que les permita continuar con otros estudios postobligatorios, y a ampliar la oferta de FP adaptada a ellos.

La senadora del PSOE ha recriminado al Ejecutivo del PP “su falta de compromiso y sensibilidad hacia este alumnado”, y ha subrayado que la mejor forma de prevenir la exclusión social de las personas con diversidad funcional, es fomentando su integración en el mercado laboral y facilitando herramientas para un desarrollo personal autosuficiente sobre la base de la formación. Asimismo, ha advertido de que las personas con diversidad intelectual en el actual sistema educativo chocan con el muro de la titulación en la ESO, o con la inexistencia de una Formación Profesional Adaptada a sus perfiles. “No le pongamos muros ni límites a nuestra juventud en la formación para su futuro”, ha reclamado.

Olivia Delgado ha explicado que, en total, España contabiliza 173.797 alumnos y alumnas con necesidades educativas especiales, de los cuales, un 72,25%, estudian en centros públicos. La senadora tinerfeña ha hecho hincapié en que después de una larga lucha por instaurar modelos inclusivos que busquen fórmulas más eficientes de derribar las barreras a las que se enfrenta este alumnado, generalmente “no tienen posibilidad de titular en ESO” debido a que las adaptaciones curriculares actuales condicionan al alumnado para poder promocionar y obtener la titulación correspondiente.

Por ello, ha apuntado Delgado, los socialistas apuestan por una educación inclusiva que alcance a todos, que atienda y comprenda a quienes puedan presentar dificultades para su integración escolar, sean cuales sean sus necesidades o diferencias.

Delgado ha lamentado que atendiendo a los datos “podemos inferir que gran parte de este alumnado no encuentra posibilidades en el sistema educativo cuando termina la ESO. “Por un lado es muy difícil que titule en este nivel, y por otro lado la oferta en FP no está adaptada a sus necesidades. Por lo que la única vía para este alumnado a partir de los 16 años con finalidad laboral son los programas de Formación Profesional Básica”.

Olivia Delgado ha hecho hincapié en la urgente necesidad de crear, a través de la Conferencia Sectorial de Educación y con la participación del CERMI, un grupo de trabajo específico que tenga como objetivo elaborar un documento sobre la situación de los alumnos con NEE en la Formación Profesional del sistema educativo, y también sobre la respuesta y atención que ésta da a sus necesidades formativas y laborales según sus capacidades. En este sentido, la senadora socialista ha defendido que en dicho documento se deben concretar una serie de propuestas de mejora a la Formación Profesional para que las personas con NEE puedan lograr el mayor desarrollo integral posible de sus capacidades y potencialidades, como por ejemplo, cambios en la normativa que permitan hacer efectiva la titulación del alumnado con NEE para el acceso a la FP mediante la efectiva adaptación de los programas curriculares, las condiciones y los límites temporales de escolarización.

Asimismo, ha insistido en la importancia de reducir la ratio de alumnos por aula y en la mejor distribución de las horas de formación en centros de trabajo, así como un sistema de becas, ayudas y recursos específicos para dicho alumnado, además de la formación específica del profesorado para la atención de estos alumnos, así como los apoyos necesarios en el aula, medidas para adaptar la oferta de la FP en centros ordinarios a los perfiles del alumnado en función de su diversidad funcional; y medidas que posibiliten la certificación de las competencias profesionales en colaboración con el INCUAL para alumnos de diversidad funcional.

“Señorías no es de justicia que en una sociedad competitiva unos y otros no tengan los mismo medios y oportunidades”, ha defendido.