El Grupo Socialista exige al Gobierno que actúe para frenar el aumento de bajas psicológicas en la Policía Nacional y la Guardia Civil


El secretario general del Grupo Socialista y del PSOE de Málaga, Miguel Ángel Heredia / EFE ARCHIVO El secretario general del Grupo Socialista y del PSOE de Málaga, Miguel Ángel Heredia / EFE ARCHIVO

El secretario general del Grupo Parlamentario Socialista Miguel Ángel Heredia y el portavoz socialista en la Comisión de Interior Antonio Trevín han presentado una batería de iniciativas respecto al aumento en el número de bajas psicológicas registradas entre los miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado. Según una respuesta del propio Gobierno, éstas habrían aumentado en un 10% en el año 2016 solo en la Policía Nacional. Los diputados socialistas han pedido también la comparecencia en el Congreso de los Diputados del Ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, para que explique las causas a las que se puede achacar este incremento y las acciones que ha tomado o tiene previsto tomar su departamento para frenar esta tendencia. “Desgraciadamente, entre 2011 y 2016 se suicidaron 55 miembros de la Policía Nacional, lo que explica la gravedad del problema. Pedimos al Gobierno que actúe ante la implicación psicológica del trabajo de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado”, ha dicho Heredia.

Por su parte, Antonio Trevín ha recordado que los sindicatos policiales llevan pidiendo desde hace tiempo la creación de gabinetes psicológicos para afrontar este problema: “Tiene que haber apoyo profesional a los policías que necesitan ayuda psicológica. Hay que atender las peticiones que hacen los propios policías, porque cada vez aumenta más el número de bajas médicas por cuestiones psicológicas en Policía Nacional y Guardia Civil”.

El Grupo Parlamentario Socialista lleva denunciando desde hace años cómo la llegada de Rajoy al Gobierno supuso el inicio de los recortes en las plantillas de Policía Nacional y Guardia Civil y también la disminución de recursos en las comisarías y cuarteles: “Se ha aumentado la carga de trabajo por la reducción en el número de policías y guardia civiles. Ha habido un progresivo empeoramiento de las condiciones de trabajo: no se han repuesto las plantillas, no se invierte en equipación, ni en vehículos, ni en la reforma de cuarteles y comisarías. Este Gobierno ha abandonado a quienes tienen en sus manos la seguridad de los ciudadanos”, ha lamentado Heredia, que ha añadido: “Los socialistas vamos a seguir en nuestra labor de intentar mejorar la situación de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, aunque no vemos ninguna voluntad por parte de este ministro, que no hace más que seguir con la política de su predecesor, que es la que nos ha llevado a esta situación de precariedad”.