El PSOE pide orientar el Pacto de Toledo a proteger y garantizar las pensiones de los jóvenes

  • Escrito por La Redacción - Agencias
  • Publicado en Panorama nacional

Vista general del hemíciclo del Congreso de los Diputados / EFE / ARCHIVO Vista general del hemíciclo del Congreso de los Diputados / EFE / ARCHIVO

El PSOE ha pedido incluir una nueva recomendación en el Pacto de Toledo que se oriente a proteger y garantizar las pensiones de los jóvenes y de los colectivos más desfavorecidos por razón de género, al tiempo que aboga por mantener la naturaleza contributiva de la prestaciones de supervivencia.

Según el texto de la recomendación "cero", al que ha tenido acceso EFE y que hoy ha enviado el PSOE a la presidencia de la Comisión del Pacto de Toledo, las nuevas recomendaciones deben incluir medidas que, en materia de pensiones, compensen las actuales discriminaciones fundadas en el género.

También, iniciativas que se extiendan al colectivo de los jóvenes "protagonistas esenciales en el fortalecimiento del sistema de Seguridad Social" con el fin de hacerles "partícipes" en el sistema.

El objetivo del PSOE es que el Pacto de Toledo refuerce el compromiso de solidaridad social "de modo que no sólo los actuales pensionistas sientan garantizadas sus pensiones sino que esa confianza se extienda también a los jóvenes".

En este sentido el grupo socialista defiende la creación de una nueva recomendación denominada "Jóvenes" para que dispongan de un mejor conocimiento de los derechos y obligaciones que les otorga el sistema de la Seguridad Social.

En el ámbito de la financiación, el PSOE se opone a cualquier transformación "radical" del sistema que rompa con los principios de solidaridad, suficiencia de prestaciones, equidad en el reparto de cargas y responsabilidad pública en la dirección y gestión del sistema.

Considera que el actual sistema de financiación en el marco de las pensiones contributivas debe mantenerse sin modificar su naturaleza y señala que "no parece adecuado parcelar" sus diferentes prestaciones en función del origen, en relación a las pensiones de supervivencia (viudedad y orfandad).

No obstante, se muestra de acuerdo con que, aún manteniendo las cotizaciones sociales como fuente básica de financiación, las pensiones contributivas puedan recurrir a recursos económicos adicionales basados en la imposición general.

Al respecto de las pensiones no contributivas, la formación socialista incide en que deben financiarse con aportaciones del Estado a la Seguridad Social.

El PSOE advierte que con el "pretexto de adaptar los gastos sociales a unos recursos económicos intencionadamente limitados" podría acometerse una reforma que desnaturalice el sistema público de pensiones, que -puntualiza- "debe seguir los principios de solidaridad entre generaciones y en el seno de cada generación".

Urge mantener "las líneas rojas" del Pacto de Toledo que impiden limitar el sistema público a la simple provisión de pensiones mínimas.

La comisión del Pacto de Toledo se reunirá el martes, día 20, para discutir las recomendaciones cero, primera y segunda, vinculadas a la defensa del mantenimiento del sistema, a la clarificación de las fuentes de financiación y al mantenimiento del poder adquisitivo y mejora de las pensiones.

Las formaciones políticas debían remitir un documento con los cumplimientos e incumplimientos de las recomendaciones firmadas en años anteriores.

En este ámbito el PSOE pide cumplir con el mandato del Pacto de Toledo inicial que señalaba como inaplazable la actualización del balance económico patrimonial entre el Estado y la Seguridad Social.

Para ello aboga porque puedan compensarse las deudas que tiene la Seguridad Social con el Estado traspasando su patrimonio e inmuebles, tal como establecía la ley 27/2011 y que fue derogada en 2012 por el Gobierno del PP.