El Periódico | 1886
     Suscríbase gratis
actualizado 1:18 PM UTC, Mar 29, 2017

Carmen García Bloise


Carmen García Bloise durante unas Jornadas sobre participación de Emigrantes. | Foto de Carlos Ortega Carmen García Bloise durante unas Jornadas sobre participación de Emigrantes. | Foto de Carlos Ortega

Nació en Madrid, el 19 de enero de 1937. Llegó a París con su madre en 1948, para reunirse con su padre, Mariano García Gala, militante socialista y ugetista exiliado desde 1939. En la capital francesa nacerían sus dos hermanos – Antonio y María Luisa –, estudiando ella en el Liceo Técnico y en la Escuela de Contables de Francia, para obtener el título de técnico comercial y administrativo. Desde 1957 hasta 1975 trabajó como jefe contable en Renault (Billancourt), siendo a la vez delegada de personal y secretaria sindical de CGT-Force Ouvrier. En 1952 se afilió a las Juventudes Socialistas, y en 1957 a la UGT y al PSOE de la Agrupación de París. En 1961 se casó con Rafael Robledo Roa, tipógrafo e hijo también de un exiliado político español. Carmen respondía al “nombre de guerra” de “Dridma”, formando parte del familiar y renovador “clan del Cassoulet”, junto a otros compañeros también exiliados en Francia, como Rafael Robledo, los hermanos Martínez Cobo, José Castro, Avelino Pérez, Manuel Simón, Manuel Garnacho, María Luisa Fernández, Paulino Barrabés, Eduardo López Albizu – padre de Patxi López – y Vicente García. El papel de éstos jóvenes militantes socialistas sería determinante en el proceso rupturista del socialismo hispano, que se inició al final de los años sesenta y se consumó en el Congreso de Suresnes, en 1974.

De cara a la preparación del Congreso de 1964, confluyó Carmen con Purificación Tomás, la hija del secretario general de UGT e inminente presidente socialista, quien desde el exilio mexicano promovía la necesaria integración de la mujer dentro del socialismo hispano. En efecto, desde febrero de 1965 a agosto de 1970 estuvo al frente del Secretariado Femenino del PSOE, estructura creada por resolución del IX Congreso del PSOE en el exilio en 1964 y que desapareció, muy a pesar de Carmen, tras el XI Congreso, en 1970. El escaso número de mujeres adheridas y la hostilidad de muchos socialistas varones, quienes veían en el Secretariado excesiva semejanza con la Sección Femenina de la Falange, justificó tal clausura. Trabajó en el equipo de campaña electoral de François Mitterrand durante las presidenciales de 1965, en las que sería derrotado por el general De Gaulle. Carmen fue miembro del Comité Director del PSOE en el exilio desde 1965 a 1970, en función de su cargo como secretaria del Secretariado Femenino, y desde 1970 a 1972 como vocal suplente por la zona 6ª (Seine). Representó a la Sección de París en el X, el XI y el XII Congresos del PSOE en el exilio celebrados en 1967, en 1970 y en 1972 respectivamente. En este último fue delegada además por la Sección de Orleans (Loiret), y elegida miembro de la Comisión Ejecutiva del PSOE en el exilio, haciéndose cargo de la Secretaria de Formación del Militante, puesto que desempeñó hasta 1974, cuando pasó a ser delegada de dicha Comisión en París y miembro del Comité Nacional (1974-1976).

Se trasladó a vivir a Madrid con su marido en octubre de 1975, manteniendo una estrecha relación con el matrimonio formado por Felipe González y Carmen Romero. En diciembre de 1976 se celebró en Madrid el “tolerado” XXVII Congreso del PSOE, siendo elegida secretaria de Administración. En mayo de 1979, en el XXVIII Congreso, fue designada miembro de la Comisión Gestora que se encargó del PSOE hasta la celebración del Congreso Extraordinario en septiembre de ese mismo año. Su eficaz trabajo le supuso a Carmen ser elegida en dicha asamblea secretaria de Organización, cargo que desempeñó con similar competencia hasta 1984. Posteriormente fue vocal (1984 a 1988) y secretaria ejecutiva (1988 a 1994) de la Comisión Ejecutiva. Fue diputada del PSOE por Madrid en las elecciones generales de 1977, siendo reelegida sucesivamente en las de 1982, 1986, 1989 y 1993. En 1990 impulsó junto al presidente del PSOE, Ramón Rubial, la creación de la Fundación Españoles en el Mundo, desde la que se propició la atención a la emigración, e incluso se trabajó por el voto por correo. Ante la delicada situación interna que sufría el PSOE al inicio de 1992, Carmen intentó, junto con Paulino Barrabés, Eduardo López Albizu y los hermanos Martínez Cobo, el acercamiento entre líderes de partido y sindicato, en lo que se denominaron reuniones del “Grupo de Las Navas”. Carmen García Bloise falleció en Madrid el 13 de julio de 1994, a los 57 años, a causa de una infección generalizada, tras un segundo trasplante de hígado.

Fuentes.- Diccionario Biográfico del Socialismo Español (FPI); Manuela Aroca Mohedano: “Mujeres en las organizaciones socialistas durante la Dictadura. Antecedentes en la Segunda República”; José Martínez Cobo: “Recuerdos fraternales”; Richard Gillespie: “Historia del Partido Socialista Obrero Español”; Carlos Atienza: “Palimpsesto sin regusto a magdalena”; archivos personales y conversaciones del autor de estas notas biográficas con María Luisa García Bloise, hermana de Carmen.